Una mujer vuela 10.000 kilómetros para adoptar al perro que le salvó

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter5Share on Google+0

Pepper y Georgia
¿Qué te parece si comenzamos la semana con una de esas historias que enternecen el corazón? Genial, ¿verdad? ¡Pues vamos allá! En este caso vamos a hablarte de Georgia Bradley, una estudiante británica que, como muchas otras, decidió pasar sus vacaciones en Creta. Sin embargo, un día que estaba sola en la playa, unos hombres se acercaron a ella para ofrecerle una bebida y, al negarse, fue atacada por ellos. Afortunadamente, un perro callejero se encargó de asustar a los atacantes.

Al volver a su país, la joven no podía dejar de pensar en su valiente héroe, por lo que decidió volver para adoptarlo. ¿Quieres saber qué sucedió después? ¡A continuación te lo contamos!

El perro seguía en la playa

A los pocos días de llegar a Reino Unido, Georgia tenía muy claro que quería volver a Creta para adoptar al perro que le había salvado de los atacantes en la playa. Por eso, tan solo dos semanas después volvió a la isla corriendo el riesgo de no volver a encontrarlo. Por suerte, el animal seguía estando en la playa cuando llegó.

Una adopción complicada

Sin embargo, adoptar al animal no fue sencillo. Necesitó viajar más veces, gastar mucho dinero y esperar una cuarentena para poder llevarse el perro a su casa. Por suerte, al final pudo adoptarlo.

Pepper y Georgia1

Una sorpresa inesperada

Sin embargo, la mayor sorpresa de la historia llega ahora. Y es que tan solo una semana después de llegar a Reino Unido, el perrito, al que ha llamado Pepper, dio a luz a seis cachorros. Lo bueno es que el valiente animal se ha adaptado a la perfección a todos los cambios. A continuación te dejamos con nuestra galería, donde descubrirás más imágenes de Georgia Bradley, Pepper y los cachorros. ¡No te lo pierdas!

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *