El perro que abrazó a su dueño herido hasta que llegó la ambulancia

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

Tony-foto-1
Un día más, vamos a contarte una historia que demuestra el amor que los animales, y más concretamente, los perros, pueden sentir por sus dueños. Para ello, vamos a trasladarnos a Buenos Aires, la capital de Argentina.

Hace unos días, un hombre se encontraba talando un árbol en la capital argentina cuando, desgraciadamente, cayó al suelo. Su mascota, un cachorro llamado Tony, no se separó de él hasta que llegó la ambulancia. ¿Quieres descubrir más detalles sobre este suceso? ¡Pues ya sabes que lo único que tienes que hacer es acompañarnos!

Perdió el conocimiento

Cómo te íbamos contando, hace unos días Jesús Hueche, un hombre de 28 años, se encontraba podando un árbol cuando sufrió una fuerte caída desde una altura de dos metros. De hecho, perdió el conocimiento durante un buen rato, quedando tirado en medio de la acera. Afortunadamente, un vecino se dio cuenta de la situación y llamó a la ambulancia.

Tony-foto1-1

Como si lo abrazara

Cuando los paramédicos llegaron al lugar del accidente, se llevaron una sorpresa. Y es que Tony, el perrito de Jesús, no le había dejado solo en ningún momento. De hecho, tenía las patas delanteras y el hocico apoyados en su pecho, como si le estuviera abrazando. Posiblemente, el animal pensó que había perdido a su dueño para siempre.

Heridas leves

Según han contado los paramédicos, el animal se negó a separarse de su dueño. Por suerte, Jesús recuperó el conocimiento y pudo reconfortar al perro y, así, quedar libre para poder ser atendido por los profesionales. Por suerte, las heridas no fueron graves (un traumatismo de cráneo leve), así que tras ser trasladado al hospital, fue dado de alta en pocas horas.

Defensa Civil decidió compartir algunas imágenes en su página de Facebook. Como habrás podido imaginar, las fotos no han tardado en hacerse virales. A continuación te dejamos con nuestra galería, donde encontrarás algunas de ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *