Conocer al sapo gigante


Muchos miembros de las familias de los anfibios son fácilmente extraños y algo repulsivos para todos aquellos que o están acostumbrados a observarles con detenimiento. Algunos son viscosos y tienen unos saltones ojos, otros son venenosos y otros completamente inofensivos. Entre las diversas especies de sapo y rana que se pueden encontrar, existe uno en concreto algo siniestro: el sapo gigante.

Al principio, no se sabía mucho sobre él pero ahora se ha ganado una reputación de animal muy invasivo, cuya población puede salirse rápidamente de control si no se ponen medios. Su nombre científico es Bufo marinus, aunque también se le conoce como sapo gigante neotropical o sapo marino. Su tamaño puede ser de entre 15-23 cm de longitud y puede llegar a pesar casi dos kilos. Su promedio de vida es de 5 a 10 años.

Su aspecto es corto y compacto. Su distintiva cabeza grande, alberga una especie de crestas situadas por encima de los ojos. La cabeza de esta rana es plana y comprimida. Sus ojos están alineados horizontalmente. La piel es seca y verrugosa al tacto. La coloración de este animal está especialmente pensada para el camuflaje. Los colores básicos son el amarillo grisáceo, oliva-pardo o marrón rojizo. Su parte inferior tiene un color más suave, con tonos amarillos o crema.

Las hembras tienen una piel más lisa y un color más marrón en comparación con los machos. Su hábitat natural son los bosques húmedos subtropicales. Residen principalmente en la tierra y utilizan el agua para sus crías. Son muy resistentes y pueden adaptarse a cualquier temperatura, excepto al frío extremo. Pueden vivir incluso con la pérdida del 50% de su agua corporal.

1 comentario

  1. ese sapo es muy lindo se parese ami q lindo jajajajaja ojala tan feo q se parese aun dinosaurio jejejejejee esos defetos son feos jajajajajajaajajajajaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaajajaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *