La historia de la raza Doberman

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Si hay una raza de perro que goza de mala prensa, sin duda que ésa es la raza Doberman, y es que alrededor de ella muchos son los mitos que hay. Durante muchos años se le ha caracterizado como un perro agresivo y peligroso para el hombre, además de estar asociado al régimen totalitario nazi en experimentos.

La raza fue creada en el siglo XIX por el alemán Karl Friedrich Louis Doberman, de ahí el nombre. Se dice que éste efectuó el cruce de distintas razas, como el Weimaraner y el Galgo de alzada grande; también intervendría un perro de tipo carnicero y el Manchester Terrier, del que heredaría el Doberman los colores.

¿Cómo es el carácter de un Doberman? Aunque cueste creerlo, no es un perro agresivo, más bien es dócil, y amante de la compañía humana. Entre sus principales rasgos de su carácter, destacar que es un perro muy posesivo de su hábitat, y muy celoso de su amo. Además es un perro valiente, guardián, y extremadamente duro, y es que puede sufrir un dolor físico que en el momento en el que se le trata no se queja. No es aconsejable mantenerlo durante mucho tiempo atado, ni tampoco tenerlos encerrados todo el día, ya que es un perro que padece de manera especial el encierro y el estar atado.

Como guardia o compañía, dentro de una casa grande, o un chalet, no cabe duda de que el perro Doberman es una de las mejores opciones; el comportamiento que éste manifieste dependerá de la enseñanza que su amo le dé.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *