La alimentación de los perros pequeños


A pesar de su pequeña estatura, los perros de pequeño tamaño son a menudo los primeros en hacer ver que están ahí y los últimos en retirarse de un momento conflictivo. Estos pequeños, confían demasiado en su ingenio y su naturaleza inteligente. De esta manera compensan su reducido tamaño. Como es de esperar, los perros pequeños difieren de las razas más grandes en su tamaño.

Tenga en cuenta que por cada libra de peso corporal, los perros requieren niveles más altos de energía en su dieta. Además, estadísticamente los perros pequeños viven más tiempo (hasta el doble de tiempo). Esta mayor esperanza de vida significa que los perros pequeños tienen un mayor riesgo de experimentar algunos problemas de salud que pueden estar asociados con la edad avanzada, incluyendo: enfermedades en las encías y los dientes, enfermedades del corazón, de la piel y trastornos en los oídos y en los ojos.

Los perros de razas pequeñas tienen una boca más pequeña y tienden a ser más difíciles a la hora de comer. Dadas las características que hemos visto de los perros pequeños, su nutrición va mucho más haya que una simple croqueta. En concreto, los alimentos deben ser más concentrados, es decir, con unos mayores niveles de proteínas y grasas, con ingredientes como el pollo, el pescado y el huevo.

Estas fuentes de proteínas de alta calidad, les proporcionan los aminoácidos clave para ayudarles a mantener los órganos vitales de manera saludable. También es importante buscar beneficios dentales ya que los perros pequeños son propensos a experimentar problemas de salud oral. Especialmente hay que ayudar a la reducción de la acumulación de sarro, para así mejorar así la salud bucal general.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *