Las especies más invasoras


Aunque el nombre de especies invasoras nos puede hacer pensar en hordas de animales luchando con otras especies y conquistando el terreno de las mismas, nada más lejos de la realidad. De hecho, la existencia de este tipo de especies viene dada de la mano del hombre, ya que son aquellas especies que trasladamos de su hábitat natural a otra región, donde logran prosperar poniendo en peligro el ecosistema de la nueva región en la que se han establecido.

El daño que pueden causar es inmenso. Aquí te presentamos un ranking de las especies que más fácilmente han conseguido invadir y desarrollarse en otro ecosistema diferente del suyo originario:

Pequeña hormiga de fuego: Esta especie es originaria de Argentina, pero ha logrado expansionarse con facilidad a otras regiones. En las islas Galápagos atacan a las tortugas recién nacidas, y en África hasta los elefantes resultan afectados por su mordedura. En Estados Unidos, donde llegaron como polizones de buques de carga, se ha extendido rápidamente a doce estados.

Culebra arbórea café: Su hábitat natural son las islas del Pacífico Sur, pero en los años 40 llegó en barcos y aviones de carga a la isla de Guam en la que ha logrado eliminar a diez de las doce especies de aves originarias de esta isla.

Conejo: En el siglo XIX se llevaron desde Europa algunas parejas a Australia para que los nuevos pobladores pudieran practicar el arte de la caza y hoy se han convertido en una plaga en el país.
Galápago de Florida o tortuga de orejas rojas: El hecho de que muchos de sus propietarios las abandonen ha propiciado la rápida expansión de un animal que causa impactos negativos en su nuevo ecosistema devorando grandes cantidades de plantas acuáticas y pequeños vertebrados e invertebrados.

Animales,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *