El poderoso Broholmer Danés


El Broholmer, a pesar de su imponente aspecto y tamaño es un perro tranquilo, con un temperamento muy amigable, lo que le convierte en una excelente compañía. Se trata de un perro de tamaño grande, con un cuerpo fuerte y rectangular que nos recuerda ligeramente al dogo.

El Broholmer es una raza originaria de Dinamarca, donde se cría desde la Edad Media, donde era utilizado para la caza del ciervo y posteriormente se utilizó como perro de guardia, función que sigue desempeñando hasta hoy.

Otra de las características que resaltan en esta raza, es la confianza en sí mismo que demuestra el animal, lo que se observa tanto en su expresión como en sus movimientos, característica que le convierte en un excelente guardián.

Tiene el pelo corto y apretado, habitualmente en colores amarillo con máscara negra, rojo dorado y negro. Puede tener marcas blancas en el pecho, las patas y la punta de la cola. Su tamaño oscila entre los 70 centímetros de las hembras y los 75 de los machos, suele pesar entre 40 y 60 kilos.

Dado su gran tamaño, es necesario, para mantener a este animal en optimas condiciones de salud, que realice suficiente ejercicio a lo largo del día, dando, como mínimo un gran paseo al aire libre donde el animal pueda expansionarse y correr, para así deshacerse del exceso de energía. Cuando es cachorro, es importante no excedernos y hacerle realizar ejercicios demasiado vigorosos, ya que, como ocurre en todas las razas de gran tamaño, esto puede suponer problemas de desarrollo y crecimiento normal del perro.

A pesar de su carácter amigable, es necesario socializar al cachorro y educarlo con firmeza, aunque sin rigidez, para lograr que se convierta en un perro adulto tranquilo y sin problemas de comportamiento.

Perros, Razas,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *