¿A qué tienen fobia los gatos?

gatos-fobias
Los animales de compañía como las personas tienen fobias. Algunas son reales y otras son falsos mitos. Entre las más populares figura la de los gatos al agua. Precisamente, los mininos son mascotas que tienen unas cuantas fobias, aunque deben entenderse como miedos y animadversión a todas aquellas situaciones desconocidas y que se escapan de su espacio desconocido.

Personas

Una de las fobias más frecuentes en los gatos son las personas desconocidas. En estos contextos, es habitual que el minino sienta que puede estar en peligro y adopte una actitud de ataque y de vigilancia hacia esa persona para controlar todo lo que hace.

La solución en estos casos pasa por evitar que los desconocidos se acerquen al gato hasta que vea que los conozca conforme vayan a casa, coja confianza y, en consecuencia, desaparezcan sus temores.

Ruidos desconocidos

Los gatos es habitual que tengan también miedo a los ruidos y sonidos extraños o que desconocen. Entre ellos, por ejemplo, están los truenos, así como los petardos y fuegos artificiales.

gatos-fobias
Ante estos sonidos y otros que no tenga controlados, siempre el gato se mostrará con una actitud de ataque al sentir que está en peligro. Además, se observa que se eriza su pelo y que bufa, aparte de llevar sus orejas hacia atrás. Siempre en la medida de lo posible, es preferible apartarle de estos sonidos.

Otros animales

Los gatos también pueden desarrollar una fobia ante otros animales que no conocen o los nuevos que puedan llegar al hogar. En estos casos, el minino suele permanecer inmóvil, aunque en otras ocasiones este temor se manifiesta a través de temblores, alguna enfermedad o bien porque se orinan. Los síntomas se reflejan también en su carácter, ya que se muestra más ansioso y alterado.

Objetos desconocidos

Y, finalmente, otra de las fobias más habituales de los gatos está relacionada con los muebles nuevos o cambiados a otro lugar, así como a otros objetos que desconoce. El gato necesita conocer de nuevo su territorio para sentirse seguro. Pero, hasta que lo consigue, no querrá estar en esa zona, prefiriendo no salir de su área de confort y controlada.

Artículos relacionados:

Fotos de gatos que dan mucho miedo

Cinco cosas cotidianas que los gatos no soportan

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *