Cómo bañar a una cobaya


Aunque las cobayas son unos animales muy limpios que raramente van a oler mal o a ensuciarse demasiado, sí es conveniente bañarlos de vez en cuando, con una periodicidad que puede variar entre los dos y los cuatro meses, dependiendo de la suciedad en el pelaje que acumule el animal. No debemos bañarlo más a menudo, ya que en ese caso corremos el riesgo de que pierda la protección natural de su pelaje.

Antes de bañarlo debemos tomar la temperatura al agua y asegurarnos de que no queme, para que la experiencia del baño no disguste al animal. Lo mejor es utilizar agua tibia tirando hacia caliente. Cuando lo introduzcamos en el agua, el animal se podrá muy nervioso, se moverá constantemente e intentará escapar. Debemos entonces tranquilizarlo, acariciándole y hablándole suavemente, para que el animal se tranquilice y pierda el miedo al baño.
SEGUIR LEYENDO “Cómo bañar a una cobaya”