El pelo del labradoodle

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


El labradoodle, es una raza de perro muy bonita que proviene de un cruce curioso. La mezcla parece ser la de un labrador y un caniche. Dado que esta raza se encuentra todavía en fase de desarrollo, algunas de las características principales de estos perros son difíciles de predecir. Su comportamiento y apariencia pueden variar.

Pero una cosa es segura, son cuidadosos, amistosos, enérgicos, y también muy amigos de los niños. Algo que destaca muchísimo en esta raza es el pelo. Su simpático pelaje está formado por infinitos rizos a los que deberás prestar atención para que tu perro vaya siempre perfecto. Es imprescindible comprarle un buen peine que nos ayude a desenredarle el pelo pero, con cuidado.

Sus rizos son muy pequeños y podremos hacerle daño fácilmente. Cuando el pelo este muy enredado, se deberá cepillar una media de dos veces por semana. Intenta utilizar un cepillo de cerdas naturales y buen peine. Cuando son cachorros, deberás cepillarles bastante sobre todo para que el animal se acostumbre y lo asuma como una rutina más.

Cuando son adultos, como el resto de razas, comienzan a tener las épocas de cambio de pelo. Este es el momento en el que le debes prestar más atención. Recuerda que debes bañarle. A medida que se va haciendo adulto sus capas de piel se van haciendo más fuertes, por lo que un baño cada seis semanas estará muy bien. Ten siempre toallitas preparadas por si se mancha antes del día seleccionado para bañarle. Aunque no lo creas, mantener limpio a tu labradoodle no es una tarea demasiado difícil.

Perros,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *