La neumonía en los perros
La neumonía es una enfermedad en los pulmones los cuales se inflaman debido a agentes bacterianos o químicos u hongos que se han aspirado. La neumonía por aspiración en los perros se produce después de que el animal inhale una materia extraña.

Hay una serie de factores que pueden conducir a la neumonía, estos incluyen trastornos de la garganta y la boca, trastornos del esófago, problemas con la laringe, etc. Los trastornos nerviosos como la polineuropatía y algunos trastornos musculares también pueden conducir a que el animal sufra este problema. Los síntomas más habituales de la neumonía en perros son:

– Tos
Debilidad
– Intolerancia al ejercicio
– Fiebre
Depresión
– Pérdida del apetito
– Cianosis

Aparte de estos síntomas el animal también puede sufrir una intensa mucosidad, el aumento de la frecuencia cardiaca, respiración rápida, cambios de humor, regurgitación, etc. Si sospechas que tu mascota está sufriendo este problema lo mejor que puedes hacer es acudir al veterinario. El médico deberá realizarle una exploración física junto con una serie de pruebas. Estas pruebas incluyen una radiografía de tórax, un completo análisis de sangre, etc. El veterinario puede incluso tomarle muestras del líquido de los pulmones para ver si hay alguna infección bacteriana.

Cuando se confirme la enfermedad, el veterinario deberá seleccionar los medicamentos que se le deben dar al animal. El perro debe tener mucho reposo y no debe realizar ejercicio. Asegúrate de que el perro no se tumba durante más de dos horas en el mismo costado. Ayúdale a cambiar su posición para dormir con regularidad. Un humidificador le ayudará a aflojar las secreciones.