Sasha, la gata que no puede ver a los perros


El concurso “¡Queremos conocer a tu mascota!” sigue en pie porque vosotros lo hacéis posible. Uno de nuestros lectores nos acaba de enviar toda la información que necesitábamos sobre el nuevo protagonista, que no es otro que una gata llamada Sasha. Tiene un año y medio de edad y es de raza criolla. Vive en Andalucía (Valle del Cauca), Colombia, y hay una cosa que tiene muy clara: a los perros no los quiere ver ni en pintura.

Es cariñosa, tierna y gruñona a la vez. Si no tiene algo que desea se pone muy nerviosa y no tarda en quejarse para que sus dueños le hagan caso. Le encanta un alimento llamado Chunky Cats que suele devorar con rapidez, pero también le gusta la leche, el yogur y el helado.

Tuvo una mala experiencia con un perro

Su animadversión por los perros viene de lejos. Cuando tenía 5 meses fue rescatada de un lugar donde vivía junto a un perro que no hacía otra cosa que complicarle la vida. No le dejaba comer y tampoco podía hacer todas esas cosas que hace cualquier gato. Por eso cada vez que ve un perro se eriza y se enfada.

Su dueña nos ha contado que siempre le da los buenos días. Quiere que se levante para que le sirva la comida y por eso le olfatea la cara sin parar hasta que finalmente consigue su propósito. Cuando su dueña está fuera, lo que hace es esperar en el techo de la casa hasta que escucha la puerta y baja como un resorte.

Gatos,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *