Mantener a los gatos fuera del jardín

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Mantener a los gatos fuera de tu jardín puede parecer un poco difícil, pero no es una misión imposible. Existen varios métodos para proteger tu jardín de la invasión no deseada de gatos, o para prevenir que tus mascotas se piensen que es una inmensa caja de arena. El punto más importante es conseguir el método que funcione de manera segura y eficaz para todos. En otras palabras, es necesario optar por un método que no cause ningún daño a los gatos ni al medio ambiente.

Existen repelentes ultrasónicos. Se trata de un dispositivo que recurre al uso de sonidos de alta frecuencia para disuadir a los gatos a la hora de entrar en un área determinada. El sonido emitido por el dispositivo es inaudible para los humanos, pero es bastante incómodo para los gatos. El dispositivo emite un sonido ultrasónico, cada vez que un gato camina o se mueve por la zona. Sin embargo, algunos gatos pueden ser inmunes a este método si tienen problemas de audición.

Otra posibilidad es utilizar un cerco eléctrico pero, eso sí, el voltaje utilizado debe ser lo suficientemente bajo como para no causar ningún daño a los gatos u otras criaturas que pueda entrar en contacto con la valla. Otro método es el uso del agua. Esta es quizás una de las maneras más simples de mantener a los gatos fuera del jardín.

Todos sabemos que a los gatos no les gusta que se les rocíe con agua. Por lo tanto, una pistola de agua o un sistema de rociadores de detección por movimiento pueden ser la manera perfecta de repeler a estos animales. El aspersor con detección de movimiento puede ser un poco caro, y los chorros pueden llegar a empaparnos a nosotros si nos acercamos, lo que les convierte en un método no demasiado efectivo.

Gatos,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *