Jaulas para hámsters

Share on Facebook3Tweet about this on Twitter0Share on Google+2


El hámster es una de las mascotas más comunes y preferidas por niños y padres, ya que son pequeños, no ensucian y no son demasiado exigentes. Eso sí, estas divertidas y frágiles mascotas también necesitan que sus amos les brinden los mejores cuidados.

Cuando tu pequeño hámster llegue a casa, el animal deberá tener su nuevo alojamiento preparado, que tendrá que estar ambientado para su correcto desarrollo y crecimiento. Hoy en Animal Mascota te hablamos sobre cómo debe ser la nueva casa de tu recién llegada mascota. ¿Preparado para tomar nota?

Las jaulas

Lo ideal es que en estas jaulas los espacios entre barrotes tengan menos de un centímetro para que tu mascota no pueda escapar. Además, debe contar con espacio suficiente para sus comederos y bebederos, que deben estar lo suficientemente fijos para que el animal no pueda volcarlos; juguetes y rueda de ejercicio, y de “ropa de cama”, que puede ser realizada con papel triturado o preparados comerciales. El aserrín no siempre es recomendable, ya que algunos sueltan sustancias dañinas para el animal.

Dónde colocarlas

Es importante que la jaula sea grande para que el hámster, un animal muy inquieto, pueda moverse con facilidad. Por otro lado, el lugar donde se coloque la jaula debe estar ventilado y a temperatura ambiente.

Nada de jaulas viejas ni peceras

Es mejor que no utilices viejas jaulas de pájaros para alojar a tu hámster. Lo mejor es que te hagas con una especialmente diseñada para este tipo de animales. La encontrarás en cualquier tienda de animales. Algunas personas también adaptan peceras pero no es nada recomendable, ya que no poseen buena ventilación y suelen acumular demasiadas humedades, lo que suele ser perjudicial para el animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *