Enfermedades más comunes en las tortugas
Las tortugas son animales sanos, pero la llegada de un nuevo ejemplar al acuario, la edad u otros problemas como la carencia de luz o carencias alimentarias pueden llevarlas a sufrir enfermedades. A continuación te detallamos las más comunes:

- Problemas respiratorios: Estos normalmente se deben a cambios bruscos de temperatura debidos a corrientes de aire o una diferencia excesiva entre la temperatura del agua y da del entorno. Notaremos como la tortuga tiene mucosidades o líquidos que le salen de la nariz, falta de apetito y que respira con la boca abierta. Para que se mejore deberemos aumentar la temperatura del agua y evitar las corrientes de aire.

Si el animal no mejora deberemos llevarlo al veterinario, ya que si no lo que comenzó siendo un resfriado puede terminar siendo una enfermedad crónica.

- Infección en los ojos: Si tu mascota tiene los ojos cerrados o hinchados y pierde el apetito, seguramente tendrá una infección ocular, normalmente debida a una falta de vitamina A o a que el agua del acuario está demasiado sucia. En un principio, para tratar la infección bastará con lavarle los ojos dos veces al día con una mezcla de agua con sal. Si en unos días no mejora, deberemos llevarla al veterinario.

- Problemas intestinales: Principalmente estreñimiento y diarrea, debido a que no estamos proporcionando a nuestra tortuga una dieta adecuada, que bien no tenga suficiente fibra o que presente un exceso de fruta en la dieta. Para curar el estreñimiento remojaremos a nuestra mascota en un baño de agua templada durante 30 minutos, cubriendo la parte baja del caparazón. Si vemos que así no desaparece, deberemos acudir al veterinario. Si el problema es la diarrea sólo deberás proporcionar a la tortuga alimento más seco.