El perro más caro del mundo
Una mujer china ha pagado la friolera de 4 millones de yuanes (585.000 dólares) para comprarse un perro nuevo. El perro, que ya no es un cachorro, tiene 18 meses de edad. Es un impresionante mastín tibetano que mide 80 cm de alto. Esta adquisición le ha convertido en el que podríamos denominar el perro más caro del mundo.

Una vez realizada la compra, la joven mujer reveló que su mascota no tiene precio. Ella ha comentado que cuando compras oro, este vuelve a tener un precio de venta, pero su mascota no tiene precio. Resulta que la joven millonaria llevaba muchísimo tiempo buscando un gran mastín del Tíbet puro del Tíbet. La joven ha realizado diferentes viajes en busca de un perro así, y fue en la ciudad de Yushu donde vio a su nuevo amigo. Nada más verle decidió que tenía que ser para ella.

Nada más comprar a su peludo amigo, la Sra. Wang llamó a todos sus amigos y conocidos para que supieran la gran noticia: había comprado el perro que tanto deseaba. Les avisó de la hora de su llegada a su país y estos fueron a recibirla al aeropuerto para conocer al perro.

El mastín tibetano es una raza muy antigua que se origina con las culturas nómadas de Asia Central y el norte de la India. Es el perro guardián de rebaños más importante del Tíbet. Es muy conocido por su fuerza y resistencia a la hora de hacer frente a los depredadores de gran tamaño como por ejemplo los lobos y los leopardos.